Pulse aquí para volver atrás
Enviar un comentario sobre esta revisión
Visualizar esta revisión en formato PDF
Versión para imprimir
 

Sulfato de magnesio y otros anticonvulsivos en mujeres con preeclampsia

Duley L, Gülmezoglu AM, Henderson-Smart DJ
Fecha de la modificación significativa más reciente: 25 de febrero de 2003

Esta revisión debería citarse como: Duley L, Gülmezoglu AM, Henderson-Smart DJ. Sulfato de magnesio y otros anticonvulsivos en mujeres con preeclampsia (Revisión Cochrane traducida). En: La Biblioteca Cochrane Plus, 2008 Número 4. Oxford: Update Software Ltd. Disponible en: http://www.update-software.com. (Traducida de The Cochrane Library, 2008 Issue 3. Chichester, UK: John Wiley & Sons, Ltd.).

RESUMEN
Antecedentes

La preeclampsia es una complicación relativamente frecuente del embarazo. La eclampsia, definida como la aparición de una o más convulsiones (crisis) en asociación con el síndrome de preeclampsia, es una complicación poco frecuente pero grave. Se utilizan anticonvulsivos porque se cree que ayudan a prevenir las crisis eclámpticas y por lo tanto mejoran los resultados.

Objetivos

El objetivo fue evaluar, tanto en las mujeres como en sus hijos, los efectos de los anticonvulsivos en embarazadas con preeclampsia.

Estrategia de búsqueda

Realizamos una búsqueda en el registro de estudios clínicos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (28 de noviembre de 2002) y en el Registro Cochrane de Estudios Clínicos Controlados (Cochrane Controlled Trials Register) (Biblioteca Cochrane, número 3, 2003).

Criterios de selección

Estudios clínicos aleatorizados que comparaban anticonvulsivos versus placebo o versus ningún anticonvulsivo, o comparaciones de diferentes anticonvulsivos en mujeres con preeclampsia.

Recopilación y análisis de datos

Dos revisores evaluaron en forma independiente la calidad de los estudios clínicos y extrajeron los datos.

Resultados principales

Seis estudios clínicos (11.444 mujeres) compararon el sulfato de magnesio con placebo o ningún anticonvulsivo. Se comprobó que el riesgo de desarrollar eclampsia se redujo a más de la mitad con la utilización de sulfato de magnesio [riesgo relativo (RR): 0,41, intervalo de confianza (IC) del 95%: 0,29 a 0,58; número necesario a tratar (NNT): 100, IC 95%: 50 a 100]. El riesgo de muerte no alcanzó una reducción significativa (46%) en mujeres asignadas a sulfato de magnesio (RR: 0,54, IC 95%: 0,26 a 1,10). En el caso de morbilidad materna grave, el RR fue de 1,08 y el IC 95% fue de 0,89 a 1,32. Los efectos secundarios fueron más frecuentes con el sulfato de magnesio [24% versus 5%; RR: 5,26, IC 95%: 4,59 a 6,03; número necesario para perjudicar (NNP): 6; IC 95%: 6 a 5]. Los sofocos fueron el principal efecto colateral. Se evidenció una reducción en el riesgo de desprendimiento normoplacentario en el grupo de mujeres asignadas a sulfato de magnesio (RR: 0,64; IC 95%: 0,50 a 0,83; NNT: 100, IC 95%: 50 a 1.000). En el mismo grupo de participantes también se observó un pequeño aumento (5%) en el riesgo de cesáreas. No se encontró una diferencia global en el riesgo de muerte fetal o neonatal (RR: 1,04; IC 95%: 0,93 a 1,15).

El sulfato de magnesio fue mejor que la fenitoína en la reducción del riesgo de eclampsia (2 estudios clínicos, 2.241 mujeres; RR: 0,05; IC 95%: 0,00 a 0,84), aunque se detectó un aumento en el riesgo de cesáreas (RR: 1,21; IC 95%: 1,05 a 1,41). También fue mejor que la nimodipina (1 estudio clínico, 1.650 mujeres; RR 0,33, IC 95%: 0,14 a 0,77).

Conclusiones de los autores

El sulfato de magnesio disminuye en más de la mitad el riesgo de eclampsia y probablemente reduce el riesgo de muerte materna. No mejora el resultado para el recién nacido, a corto plazo. Un cuarto de las mujeres sufren efectos secundarios, particularmente sofocos.

Esta revisión debería citarse como:
Duley L, Gülmezoglu AM, Henderson-Smart DJ Sulfato de magnesio y otros anticonvulsivos en mujeres con preeclampsia (Revisión Cochrane traducida). En: La Biblioteca Cochrane Plus, 2008 Número 4. Oxford: Update Software Ltd. Disponible en: http://www.update-software.com. (Traducida de The Cochrane Library, 2008 Issue 3. Chichester, UK: John Wiley & Sons, Ltd.).


RESUMEN EN TÉRMINOS SENCILLOS

El sulfato de magnesio ayuda a prevenir las crisis eclámpticas en mujeres embarazadas con mayor riesgo

Algunas mujeres presentan hipertensión y proteínas en la orina durante el embarazo (preeclampsia). La mayoría de las mujeres con preeclampsia leve tiene su parto sin problemas. Sin embargo, en algunas mujeres la preeclampsia severa puede ocasionar problemas hepáticos, de coagulación, etc. y convulsiones (eclampsia). Estos problemas pueden provocar graves dificultades en los bebés. En algunos casos, y en particular en países de bajos ingresos, tanto las madres como sus hijos mueren a causa de estos problemas. Esta revisión demostró que el sulfato de magnesio redujo el número de mujeres con convulsiones, pero no demostró mejoría alguna en la salud de los niños. El sulfato de magnesio ocasionó efectos secundarios en las madres, mayormente sofocos.


ANTECEDENTES

La preeclampsia es un trastorno multisistémico que se asocia generalmente con presión arterial alta y proteinuria; sin embargo, cuando es severa, la mujer puede presentar compromiso hepático, renal, cerebral y del sistema de coagulación. También hay compromiso placentario, lo que aumenta el riesgo de afectar el crecimiento del nonato y de un nacimiento prematuro. Es una complicación relativamente frecuente del embarazo y puede presentarse en cualquier momento durante la segunda mitad de la gestación o las primeras semanas posteriores al parto.

El pronóstico de muchas mujeres que padecen preeclampsia leve es bueno, pero cuando la preeclampsia es severa puede derivar en graves problemas y hasta la muerte de la madre y/o de su hijo.

La eclampsia, definida como la aparición de una o más convulsiones (crisis) en asociación con el síndrome de preeclampsia, es una complicación poco frecuente pero grave. En el Reino Unido está asociada con uno de cada 2.000 partos (Douglas 1994), mientras que en los países de bajos y medianos ingresos complica entre uno de cada 100 y uno de 1.700 partos (WHO 1988). La eclampsia probablemente es responsable de 50.000 muertes al año en todo el mundo, lo que representa aproximadamente el 10% de las muertes maternas directas (Duley 1992). Uno de los objetivos del control prenatal es detectar la preeclampsia con la esperanza de retardar o prevenir la aparición de complicaciones graves (incluida la eclampsia). Se introdujo el uso de anticonvulsivos en mujeres preeclámpticas creyendo que podrían prevenir la primera crisis convulsiva y así mejorar el pronóstico. Es difícil predecir quién está en riesgo de sufrir una crisis eclámptica ya que sólo entre el 1 y el 2 % de las embarazadas que incluso padecen preeclampsia muy severa la sufrirán. Esto ha ocasionado una gran variación en las políticas sobre el uso de anticonvulsivos profilácticos (Duley 1994). En EE.UU., por ejemplo, se calcula que el 5% de las embarazadas recibe sulfato de magnesio antes del parto (USA - Texas 1995) mientras que en el Reino Unido, una cuarta parte de los obstetras no usa ningún anticonvulsivo profiláctico y sólo el 40% informa que usa magnesio (Gulmezoglu 1998).

La pregunta principal es si una política de terapéutica anticonvulsiva en mujeres con preeclampsia es más beneficiosa que perjudicial para ellas y para sus hijos que la puesta en práctica de una política de no utilización de dichos agentes. Se ha sugerido una variedad de anticonvulsivos para el cuidado de mujeres preeclámpticas; sin embargo, el sulfato de magnesio, el diazepam y la fenitoína han sido los agentes más utilizados en todo el mundo durante los últimos 10 a 20 años. La evidencia reciente coloca al sulfato de magnesio como el fármaco de elección para la prevención de la recurrencia de convulsiones en mujeres con eclampsia (comparado con el diazepam o la fenitoína) (Collab Trial 1995; Duley 2002; Duley 2002a). Esto ha aumentado el interés en su utilización para prevenir la primera crisis en mujeres preeclámpticas. La teoría que el sulfato de magnesio puede reducir el riesgo de parálisis cerebral en neonatos de muy bajo peso al nacer (menos de 1.500 g) o nacidos antes de las 34 semanas de gestación ha dado más impulso a la necesidad de evaluar adecuadamente los efectos de este fármaco (Nelson 1995) o aumento de riesgo de muerte pediátrica (Scudiero 2000; Mittendorf 1998). Otros investigadores han expresado que no es probable que exista una relación entre la exposición al sulfato de magnesio antes del parto prematuro y el aumento en la mortalidad (Grether 1998). No se dispone de datos confiables acerca de los posibles efectos sobre el desarrollo de los recién nacidos a término.

Existen riesgos potenciales asociados con el uso del sulfato de magnesio. Ellos pueden ser poco frecuentes (como por ejemplo paro cardíaco y respiratorio) o leves (tal como el retraso en el desarrollo del lactante). Dado que se cree que el sulfato de magnesio es un relajante del músculo liso, también se utiliza como tocolítico para prevenir el parto prematuro en mujeres con amenaza de trabajo de parto prematuro. Si relaja los músculos lisos del útero, aunque la evidencia sugiera lo contrario (Crowther 2003), podría derivar en un aumento en cesáreas, hemorragias puerperales o casos de placenta retenida. También hay efectos secundarios, como náuseas, sofocos y debilidad muscular, sobre los cuales es necesario conocer más información sobre su frecuencia y severidad. Dado que no existe una manera confiable de predecir quién desarrollará eclampsia, es amplio el número de mujeres potencialmente elegibles para el tratamiento anticonvulsiva. Por lo tanto, el sulfato de magnesio deberá ser muy seguro y efectivo para que su utilización merezca la pena.

El tratamiento con sulfato de magnesio comienza generalmente con una dosis de inicio intravenosa. Tradicionalmente ésta ha sido de 4 g, pero algunos recomiendan 6 g. Luego el tratamiento continúa, generalmente durante 24 horas en total o hasta 12 a 24 horas después del parto. Esta terapia de mantenimiento puede consistir en una serie de inyecciones intramusculares o una infusión intravenosa. El régimen de mantenimiento intramuscular generalmente consiste en una dosis inicial de 10 g y luego 5 g cada cuatro horas. La infusión intravenosa generalmente es de 1 g/hora, aunque algunos utilizan 2 g/hora.

Otros revisores cubren otros aspectos del control de la mujer con presión arterial muy alta o preeclampsia severa. Estos aspectos incluyen fármacos para la presión arterial muy alta (Duley 2002b), expansión del volumen plasmático (Duley 2002c) y determinación del momento del parto (Churchill 2002). En una futura revisión, se realizarán comparaciones de dosis y vías de administración para el sulfato de magnesio.


OBJETIVOS

El objetivo principal fue evaluar los beneficios y los riesgos del tratamiento anticonvulsivo (en mujeres y sus recién nacidos) cuando se lo utiliza en pacientes con preeclampsia. Si el tratamiento anticonvulsivo fuera verdaderamente beneficioso, un objetivo secundario sería evaluar los efectos diferenciales de los diversos agentes y evaluar los posibles efectos de los anticonvulsivos para las mujeres con diferentes niveles de severidad de preeclampsia.


CRITERIOS PARA LA VALORACIÓN DE LOS ESTUDIOS DE ESTA REVISIÓN
Tipos de estudios

Todos los estudios clínicos aleatorizados sobre la administración de un anticonvulsivo a mujeres con preeclampsia, incluidos los que comparan un grupo que recibe anticonvulsivos versus un grupo que no recibe anticonvulsivos o que recibe placebo, y los estudios clínicos que comparan un fármaco versus otro. Se excluyeron los estudios clínicos cuasi aleatorizados.

Tipos de participantes

Cualquier mujer con preeclampsia, independientemente de si su presentación fue antes o después del parto, si el embarazo fue múltiple o de feto único o si se le había administrado un anticonvulsivo antes de su inclusión en el estudio clínico. Aunque en los estudios clínicos también se habían incluido mujeres con eclampsia, en esta revisión sólo se incluyeron los datos de las mujeres con preeclampsia.

Dado que en la actualidad de dispone de suficientes datos, en la revisión ahora se incluye el análisis de subgrupo por severidad de preeclampsia planificado. La preeclampsia severa incluye dos o más signos o síntomas de eclampsia inminente, o presión arterial de al menos 170/110 mmHg y proteinuria 3+ o, si la paciente está tomando antihipertensivos, 150/100 mmHg y proteinuria 2+. Si no se especificaba la definición de preeclampsia severa y los autores las describieran con preeclampsia severa, las mujeres eran incluidas en esta categoría. Las mujeres que no cumplían con ninguno de estos criterios no eran clasificadas como con preeclampsia severa.

Tipos de intervención

Todas las comparaciones aleatorizadas de un anticonvulsivo, u otros fármacos utilizados específicamente para prevenir la eclampsia, versus placebo (o ningún anticonvulsivo). Además, comparaciones de un anticonvulsivo versus otro.

Entre los anticonvulsivos que han sido utilizados para la preeclampsia se incluyen sulfato de magnesio, diazepam (valium), fenitoína, nimodipina y clormetiazol.

Tipos de medidas de resultado

Para todas las mujeres: eclampsia, medidas de morbilidad materna serias relacionadas tanto con la preeclampsia como con el uso de anticonvulsivos (como insuficiencia renal, paro cardíaco, insuficiencia hepática, accidente cerebrovascular, coagulopatía y depresión respiratoria), y uso de los recursos de los servicios de salud (como diálisis, respirador artificial, admisión a terapia intensiva, duración de la hospitalización).

Para las mujeres aleatorizadas antes del parto: inducción del trabajo de parto, duración del trabajo de parto, cesárea, placenta retenida y hemorragia puerperal.

Para el recién nacido: muerte, medidas de morbilidad neonatal graves (como puntajes de Apgar bajos, hemorragia intraventricular) y del desarrollo de lactantes y niños (como parálisis cerebral), y uso de los recursos de los servicios de salud (como ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales, respirador artificial, duración de la hospitalización y necesidades especiales en la comunidad) y medidas del desarrollo a largo plazo (como parálisis cerebral y deficiencias severas).


ESTRATEGIA DE BÚSQUEDA PARA LA IDENTIFICACIÓN DE LOS ESTUDIOS
Ver: estrategia de búsqueda Grupo Cochrane de Embarazo y Parto

Se realizó una búsqueda en el registro de estudios clínicos del Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group) (28 de noviembre de 2002).

El Coordinador de Búsqueda de Estudios Clínicos es responsable del mantenimiento del registro que contiene estudios clínicos identificados en:
1. búsquedas trimestrales en el Registro Cochrane de Estudios Clínicos Controlados [Cochrane Central Register of Controlled Trials (CENTRAL)];
2. búsquedas mensuales en MEDLINE;
3. búsquedas manuales en 30 revistas especializadas y actas de las principales conferencias;
4. búsqueda semanal de concienciación actual en otras 37 revistas.

Las estrategias de búsqueda en CENTRAL y MEDLINE, la lista de revistas especializadas y actas de conferencias, y la lista de revistas especializadas revisadas a través del servicio de concienciación actual se describen en detalle en la "Sección de estrategias de búsqueda para la identificación de estudios" de la información editorial sobre el Grupo Cochrane de Embarazo y Parto (Cochrane Pregnancy and Childbirth Group).

A los estudios clínicos identificados a través de las actividades de búsqueda que se describen más arriba se les asignó, dependiendo del tema, un código (o códigos). Los códigos están vinculados con los temas de revisión. El Coordinador de Búsqueda de Estudios Clínicos realiza búsquedas en el registro para cada revisión utilizando estos códigos en lugar de palabras clave.

Además, se realizó una búsqueda en el Registro Cochrane de Estudios Clínicos Controlados (Cochrane Controlled Trials Register) (Biblioteca Cochrane, número 3, 2002) utilizando los términos pregnan* pre-eclamp* preeclamp* hypertensi* anticonvuls* magnesium sul* diazepam phenytoin.


MÉTODOS DE LA REVISIÓN

Dos revisores evaluaron en forma independiente la elegibilidad. Dos revisores extrajeron los datos y realizaron la doble verificación de estos de manera independiente. Las discrepancias se resolvieron mediante análisis en conjunto. Si los dos revisores no lograban consenso, se consultaba al tercer revisor. No hubo cegamiento de los autores ni de los resultados. Siempre que fue posible, se solicitó la información no publicada a los investigadores. Cada estudio recibió un puntaje de calidad por el ocultamiento de la asignación, conforme a los siguientes criterios:

(A) ocultamiento adecuado de la asignación;
(B) ocultamiento de la asignación poco claro;
(C) ocultamiento inadecuado de la asignación.

Se excluyeron los estudios clínicos cuasi aleatorizados, como por ejemplo los que utilizaban asignación alternada.

Además, cada resultado informado recibió puntajes de calidad en función de la finalización completa del seguimiento y el cegamiento de la evaluación del resultado, conforme a los criterios mencionados a continuación:

Para la calidad del seguimiento:

(A) < 3% de las participantes excluidas del tratamiento;
(B) del 3% al 9,9% de las participantes excluidas del tratamiento;
(C) del 10% al 19,9% de las participantes excluidas del tratamiento.

Exclusiones: si los datos basados en la intención del tratamiento no se pudieron ingresar o se excluyó de ese resultado al 20% de las participantes.

Para el cegamiento de la evaluación del resultado:

(B) doble ciego, ni el médico ni la participante conocían o tenían la posibilidad de adivinar el tratamiento asignado.
(B) simple ciego, o el médico o la participante conocía la asignación. También es posible que el estudio clínico se describa como doble ciego, pero los efectos secundarios de uno u otro tratamiento implican que probablemente una proporción considerable de las participantes (más del 40%) podría identificar correctamente la asignación.
(C) sin cegamiento, tanto el médico como la participante conocían (o tenían la posibilidad de adivinar) el tratamiento asignado; o no se mencionó cegamiento.

Exclusiones: si no se realizó cegamiento y los resultados eran muy subjetivos.

Se realizaron análisis estadísticos utilizando el software Review Manager (RevMan 2000) y los resultados se presentaron como riesgo relativo (RR) y diferencia de riesgo (DR). Se calculó el número necesario a tratar para beneficios o daños a partir de 1/DR. Para cada medida se dan intervalos de confianza del 95%. Para calcular el riesgo relativo se utilizó el modelo de efectos fijos. Si existía una clara heterogeneidad entre los estudios en cualquiera de los resultados, se utilizaba el modelo de efectos aleatorios. También se exploraron posibles factores de heterogeneidad, como calidad de los estudios, factores clínicos determinados por los análisis de subgrupo especificados con anterioridad y el azar.

Los análisis de subgrupos para los resultados principales se planificaron por severidad de preeclampsia al ingreso al estudio clínico (ver la definición más arriba), si habían parido o no, edad gestacional al inicio del estudio clínico (después o antes de las 34 semanas) y si ya se habían administrado anticonvulsivos. Los principales resultados fueron muerte materna, eclampsia, morbilidad materna severa, total de muertes fetales y neonatales y muerte o morbilidad grave para el recién nacido (como por ejemplo más de siete días en la unidad de cuidados especiales neonatales). Se planificaron subgrupos por dosis y vías de administración del sulfato de magnesio para muerte materna, eclampsia, muertes neonatales y efectos secundarios.


DESCRIPCIÓN DE LOS ESTUDIOS

Para obtener una descripción completa de las características de los estudios incluidos consulte la tabla 'Características de los estudios incluidos'.

Se excluyeron seis estudios (228 mujeres). Para tres de ellos no se informaron resultados clínicos. Uno utilizó asignación cuasi aleatoria; uno fue abandonado debido a exceso de sedación materna y, en el último, los datos de las mujeres con eclampsia se informaron junto con los de las mujeres con preeclampsia.

Se incluyeron 13 estudios. Un estudio (Magpie Trial 2002) fue considerablemente más grande que los demás, con 10.141 mujeres reclutadas. Otros dos estudios reclutaron más de 1.000 mujeres (USA - Texas 1995; Nimodipine SG 2003), seis reclutaron entre 100 y 1.000 mujeres (South Africa 1994; South Africa 1998; USA - Maryland 1993; USA - Memphis 1997; USA - Tennessee 2001) y los cinco estudios restantes reclutaron menos de 100 mujeres (Denmark 2000; Malaysia 1994; Mexico 1992; Taiwan 1995; USA - Alabama 1995).

La mayoría de los estudios clínicos utilizó sulfato de magnesio en una rama de tratamiento. Seis estudios clínicos (11.444 mujeres) compararon sulfato de magnesio con placebo o ningún tratamiento, tres estudios lo compararon con fenitoína (2.295 mujeres), dos con diazepam (66 mujeres) y uno con nimodipina (1.750 mujeres). Un estudio clínico comparó cloruro de magnesio con metildopa (33 mujeres).

En el estudio clínico con mayor número de pacientes (Magpie Trial 2002), en alrededor de la mitad de las mujeres se usó la vía intravenosa para la terapia de mantenimiento de sulfato de magnesio (1 g/hora) y en la otra mitad se usó la vía intramuscular. El otro estudio de gran tamaño (USA - Texas 1995) utilizó la vía intramuscular para la terapia de mantenimiento con sulfato de magnesio, al igual que dos de los estudios más pequeños (Malaysia 1994; South Africa 1994). El resto de los estudios utilizó la vía intravenosa. Los estudios más pequeños utilizaron la vía intravenosa para esta terapia. Los estudios de Sudáfrica (South Africa 1998), Mexico (Mexico 1992), y Taiwán (Taiwan 1995 utilizaron una dosis de 1 g/hora. Los estudios realizados en EE.UU. utilizaron una dosis de 2 g/hora.

Estos estudios incluyeron en gran parte mujeres con preeclampsia leve a moderada. Todos los estudios clínicos de otras partes del mundo incluyeron mujeres con una enfermedad más severa. Todos los estudios clínicos estuvieron restringidos a mujeres que aún no habían tenido su parto, excepto el estudio clínico Magpie (The Magpie Trial), en el cual el 13% de las mujeres fueron aleatorizadas dentro de las 24 horas posteriores al parto.


CALIDAD METODOLÓGICA

La calidad de los estudios incluidos en esta revisión es de excelente a mala. En el estudio de mayor tamaño (Magpie Trial 2002), el ocultamiento de la asignación fue seguro y la calidad del seguimiento fue del 99%. Con respecto a los otros estudios más grandes, el procedimiento utilizado para ocultar la asignación no se describe en un estudio (USA - Texas 1995) y en otros dos el procedimiento utilizado al inicio del estudio clínico no proporcionó un ocultamiento de la asignación seguro (Nimodipine SG 2003; South Africa 1998). En uno de estos, el 17% de las mujeres fueron pérdidas de seguimiento (South Africa 1998). Además, el período de reclutamiento de este estudio fue prolongado, ya que duró más de 13 años. Excepto Magpie Trial 2002, muy pocos estudios intentaron cegar la administración del tratamiento asignado lo cuál podría ser inevitable en comparaciones de un agente con otro cuando la supervisión durante la administración es muy diferente. Sin embargo, dos estudios que evaluaron un único fármaco no utilizaron placebo (South Africa 1994; Taiwan 1995 ). Si en la evaluación del resultado no se mencionaba el cegamiento, se suponía que éste no se había realizado y así fue el caso en todos los estudios clínicos que no fueron controlados con placebo.


RESULTADOS

SULFATO DE MAGNESIO VERSUS PLACEBO O NINGÚN ANTICONVULSIVO

Eclampsia
Seis estudios clínicos (11.444 mujeres) compararon el sulfato de magnesio con placebo o ningún anticonvulsivo. Si se consideran en conjunto, estos estudios demuestran que el riesgo de desarrollar eclampsia se redujo a más de la mitad con la utilización de sulfato de magnesio (RR 0,41; intervalo de confianza (IC) del 95%: 0,29 a 0,58; diferencia de riesgo (DR) -0,01; IC 95%: -0,02 a -0,01; NNT para beneficio 100, IC 95%: 50 a 100). El riesgo relativo es constante independientemente de la severidad de la preeclampsia. Para las mujeres con preeclampsia severa al ingreso al estudio clínico: RR 0,37; IC 95%: 0,22 a 0,64; DR -0,02; IC 95%: -0,03 a -0,01; NNT para beneficio 50; IC 95%: 34 a 100. Para las mujeres que no presentaron preeclampsia severa: RR 0,44; DR -0,01; IC 95%: -0,01 a -0,00; NNT para beneficio 100; IC 95%: 100 a 500. Estos resultados también son constantes independientemente de si las mujeres ingresaban al estudio clínico antes del parto y de la edad gestacional al ingreso al estudio clínico. La única excepción es el pequeño subgrupo de mujeres que tomaban otro anticonvulsivo antes del ingreso al estudio clínico, y este resultado puede reflejar el papel que cumple el azar.

Muerte materna
Dos estudios clínicos (10.795 mujeres) informaron muertes maternas. El riesgo de muerte se redujo un 46% para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio mientras que no ocurrió lo mismo para las asignadas a placebo o ningún anticonvulsivo, aunque no alcanzó significancia estadística (RR 0,54; IC 95%: 0,26 a 1,10). Este efecto fue constante independientemente de la severidad de la preeclampsia, si las mujeres ingresaban al estudio clínico antes del parto, la edad gestacional en el ingreso al estudio clínico o si las mujeres habían recibido un anticonvulsivo antes del ingreso al estudio clínico.

Morbilidad materna
Para los dos estudios clínicos (10.332 mujeres) que informaron morbilidad materna grave el riesgo relativo fue 1,08 (IC 95%: 0,89 a 1,32). La falta de evidencia para cualquier efecto general fue constante entre los subgrupos. Para las medidas individuales de morbilidad grave, como por ejemplo neumonía, insuficiencia renal o insuficiencia hepática, no hubo una clara evidencia de una diferencia general en el efecto entre los dos grupos. Dos estudios clínicos (10.795 mujeres) informaron el uso de antihipertensivos después del ingreso al estudio. Hubo una pequeña reducción (3%) en la necesidad de tratamiento antihipertensivo asociado con el uso de sulfato de magnesio y no con el uso de placebo o ningún anticonvulsivo (RR 0,97; IC 95%: 0,95 a 0,99).

Efectos secundarios y toxicidad
La toxicidad (ausencia o reducción de los reflejos tendinosos o depresión respiratoria) fue poco frecuente, y tuvo lugar en alrededor del 1% de las mujeres que recibieron sulfato de magnesio y en el 0,5% de las mujeres asignadas a placebo. No hubo una clara evidencia de una diferencia general en el riesgo de ausencia o reducción de los reflejos tendinosos (RR 1,00; IC 95%: 0,70 a 1,42). Sin embargo, el riesgo de depresión respiratoria, u otros problemas respiratorios, aumentó para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio (RR 1,98; IC 95%: 1,24 a 3,15; DR 0,0049; IC 95%: 0,000 a 0,01; NNP 206; IC 95%: 1.000 a 100)

Los efectos secundarios fueron más frecuentes entre las mujeres asignadas a sulfato de magnesio y no entre las mujeres asignadas a placebo o ningún anticonvulsivo (24% versus 5%; RR 5,26; IC 95%: 4,59 a 6,03; DR 0,19; IC 95%: 0,18 a 0,21; NNP 6; IC 95%: 6 a 5). El efecto secundario más frecuente fueron los sofocos (20% versus 2%). Si bien otros efectos secundarios fueron mucho menos frecuentes, todos aumentaron para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio. Entre otros efectos secundarios informados se incluyen náuseas o vómitos, lenguaje inarticulado, debilidad muscular, hipotensión (presión arterial baja), mareos, somnolencia o confusión y cefalea.

Los problemas en el sitio donde se aplicó la inyección también fueron más frecuentes para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio que para las asignadas a placebo. Los problemas fueron más frecuentes con la vía intramuscular tanto en el grupo de tratamiento activo como en el grupo placebo (intramuscular: 12% versus 8%; intravenosa 5% versus 2%). Para la vía intramuscular el riesgo de problemas aumentó un 1,5 para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio en lugar de placebo (RR 1,48; IC 95%: 1,25 a 1,79; DR 0,04; IC 95%: 0,02 a 0,06; NNP 25; IC 95%: 50 a 17) y para la vía intravenosa se triplicó (RR 3,05; IC 95%: 2,15 a 4,32; DR 0,03; IC 95%: 0,02 a 0,04; NNP 34; IC 95%: 50 a 25).

Complicaciones del embarazo, trabajo de parto y parto
El riesgo de desprendimiento normoplacentario se redujo para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio en comparación con las asignadas a placebo (RR 0,64; IC 95%: 0,50 a 0,83; DR -0,01; IC 95%: -0,02 a 0,00; NNT 100; IC 95%: 50 a 1000). El riesgo de cesárea fue alto en ambos grupos (50% versus 47%). Para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio este riesgo fue levemente mayor (aumento del 5%) que para aquellas asignadas a placebo o ningún anticonvulsivo (seis estudios clínicos, 10.108 mujeres) (RR 1,05; IC 95%: 1,01 a 1,10; DR 0,03; IC 95%: 0,01 a 0,04; NNP 34; IC 95%: 100 a 25). No hubo evidencia de un efecto clínicamente importante en la necesidad de inducción del trabajo de parto (RR 0,99; IC 95%: 0,94 a 1,04). No hubo clara evidencia de un efecto en el riesgo de hemorragia postparto (RR 0,96; IC 95%: 0,88 a 1,05) o de alumbramiento manual (RR 0,90; IC 95%: 0,72 a 1,12).

Mortinato y muerte neonatal
No hubo una diferencia general en el riesgo de muerte fetal o neonatal (tres estudios clínicos, 9.961 mujeres), aunque es posible que haya un pequeño aumento o disminución en la mortalidad asociado con el uso del sulfato de magnesio (RR 1,04; IC 95%: 0,93 a 1,15). El resultado es constante independientemente de la edad gestacional al ingreso al estudio. Para el resultado compuesto de muerte u hospitalizado en unidad de cuidados especiales neonatales no existe clara evidencia de una diferencia clínicamente importante (RR 1,01; IC 95%: 0,95 a 1,08).

Morbilidad neonatal
No hubo clara evidencia de una diferencia en la morbilidad neonatal entre los dos grupos, por ejemplo ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales (RR 1,01; IC 95%: 0,96 a 1,06), ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales por más de siete días (RR 1,02; IC 95%: 0,93 a 1,11), intubación en el lugar del parto (RR 1,01; IC 95%: 0,82 a 1,24).

SULFATO DE MAGNESIO VERSUS FENITOÍNA

Dos estudios clínicos (2.241 mujeres) compararon sulfato de magnesio con fenitoína. El sulfato de magnesio parece ser mejor que la fenitoína en cuanto a la reducción del riesgo de eclampsia (RR: 0,05; IC 95%: 0,00 a 0,84; DR: 0,009; IC 95%: -0,015 a 0,003; NNT: 111; IC 95%: 67 a 333), aunque el número de eventos es reducido (0 versus 10) y la estadística descriptiva no es sólida (ver arriba). Sin embargo, hay un incremento en el riesgo de cesárea asociado con el uso del sulfato de magnesio más que con el uso de la fenitoína (RR: 1,21; IC 95%: 1,05 a 1,41; DR: 0,048; IC 95%: 0,012 a 0,084; NNP: 21; IC 95%: 83 a 12). No hay información sobre otras medidas importantes de morbilidad materna. Además, todos los intervalos de confianza para los cálculos de los efectos diferenciales sobre las medidas de morbilidad y mortalidad del neonato son amplios y cruzan la línea "sin efecto".

SULFATO DE MAGNESIO VERSUS DIAZEPAM

Los dos estudios clínicos (66 mujeres) que compararon sulfato de magnesio con diazepam son demasiado pequeños para llegar a conclusiones confiables sobre la diferencia de sus efectos.

SULFATO DE MAGNESIO VERSUS NIMODIPINA

Un estudio clínico comparó sulfato de magnesio con nimodipina (1.650 mujeres). El riesgo de eclampsia fue menor para las mujeres asignadas a sulfato de magnesio que para las asignadas a nimodipina (0,8% versus 2,6%; RR 0,33; IC 95%: 0,14 a 0,77; DR -0,02; IC 95%: -0,03 a -0,00; NNT para beneficio con sulfato de magnesio 50; IC 95%: 34 a 1000). Las únicas diferencias claras fueron un aumento en los problemas respiratorios asociados con el sulfato de magnesio más que con la nimodipina ( 1,3% versus 0,4%; RR 3,61; IC 95%: 1,01 a 12,91), y una mayor necesidad de administrar antihipertensivos adicionales asociada con el sulfato de magnesio más que con la nimodipina (54% versus 46%; RR 1,19; IC 95%: 1,08 a 1,31).

No se informa la mortalidad neonatal. No hubo evidencia de una clara diferencia en la morbilidad entre los dos regímenes.

SALES DE MAGNESIO VERSUS METILDOPA

Un estudio clínico comparó cloruro de magnesio con con nimodipina (31 mujeres), pero este estudio es demasiado pequeño como para establecer conclusiones confiables sobre las posibles diferencias entre los efectos.


DISCUSIÓN

Se asignaron aleatoriamente más de 11.000 mujeres a los estudios clínicos que comparaban un grupo de mujeres que recibió un anticonvulsivo con otro grupo que no lo recibió. El anticonvulsivo que se administró en casi todos los estudios fue el sulfato de magnesio. La administración de sulfato de magnesio está asociada con una reducción a la mitad del riesgo de desarrollar eclampsia y es probable que exista una reducción clínicamente importante en el riesgo de muerte materna. No existe una clara evidencia de que estos beneficios se reflejen en una reducción de otras medidas de morbilidad materna grave o en un efecto significativo sobre la mortalidad fetal o neonatal. No se ha excluido un pequeño aumento o disminución en la mortalidad del recién nacido asociado con el uso de sulfato de magnesio, aunque la falta de efectos sobre el resultado compuesto de muerte u hospitalización en unidad de cuidados especiales neonatales por más de siete días aporta una confirmación adicional. Los únicos otros efectos son una reducción aparente en el riesgo de desprendimiento normoplacentario asociado con el sulfato de magnesio y un pequeño aumento (5%) en el riesgo de cesárea.

La reducción del desprendimiento normoplacentario no se refleja en ningún efecto general sobre la morbimortalidad para el bebé. Este resultado no es sorprendente, dado que el número de mujeres que presentaban desprendimiento normoplacentario era pequeño, incluso en el grupo placebo. La diferencia entre los grupos en el número de mujeres con desprendimiento normoplacentario fue 49. Incluso un impacto moderado, por ejemplo una reducción en la mortalidad de un 15%, sólo representaría siete muertes y, por lo tanto, sería poco probable que influyera la mortalidad global.

Es necesario realizar un seguimiento de los niños a largo plazo para confirmar que la seguridad a corto plazo se prolonga en la infancia.

La reducción a la mitad del riesgo de eclampsia es constante entre los subgrupos. En particular, la reducción del riesgo relativo es similar, independientemente de la severidad de la preeclampsia. Dado que la eclampsia es más frecuente entre las mujeres con preeclampsia severa que entre aquellas con preeclampsia leve o moderada, el número de mujeres que sería necesario tratar para prevenir un caso de eclampsia es mayor que para la preeclampsia no severa. En esta revisión, un escaso número de mujeres tuvo preeclampsia leve, y la categoría no severa incluye principalmente mujeres con preeclampsia moderada. Es probable que el número necesario a tratar sea considerablemente mayor para la preeclampsia leve.

Alrededor de un cuarto de las mujeres informará efectos secundarios relacionados con el sulfato de magnesio, que en la gran mayoría serán sofocos. Casi todos los datos sobre efectos secundarios y seguridad provienen de estudios que utilizaron el régimen intramuscular para terapia de mantenimiento, o la vía intravenosa con 1 g por hora durante alrededor de 24 horas. Estos datos no avalan el uso de dosis más altas y de mayor duración. En particular, la confianza sobre la seguridad y la ausencia de efectos secundarios graves no puede extrapolarse a dosis más altas o de mayor duración del tratamiento.

Para la mayoría de las mujeres en la comparación de sulfato de magnesio con placebo o ningún anticonvulsivo, el régimen de sulfato de magnesio fue administrado por personal del hospital local según las prácticas clínicas habituales y sin monitorización de los niveles séricos. Se realizó monitorización clínica de la respiración, los reflejos tendinosos y diuresis a la mayoría de las mujeres.

La comparaciones de un anticonvulsivo con otro aportan evidencia adicional de que el sulfato de magnesio es el anticonvulsivo de elección para las mujeres con preeclampsia.


CONCLUSIONES DE LOS AUTORES
Implicaciones para la práctica

Debería considerarse el sulfato de magnesio para las mujeres con preeclampsia para las cuales existe preocupación sobre el riesgo de eclampsia. Dado que es un fármaco económico, es especialmente adecuado para su uso en países de bajos ingresos. Es preferible la administración intravenosa, en los casos donde los recursos son adecuados, dado que los efectos secundarios y los problemas en el sitio donde se aplica la inyección son menores. La duración del tratamiento normalmente no debe exceder las 24 horas, y si se utiliza la vía intravenosa para la terapia de mantenimiento, la dosis no debe exceder 1 g/hora. La supervisión de los niveles séricos no es necesaria. La administración y la supervisión clínica del sulfato de magnesio pueden ser realizadas por personal médico, obstétrico o de enfermería, siempre y cuando estén adecuadamente capacitados.

Los estudios clínicos de esta revisión incluyeron mujeres sólo después de su ingreso al hospital. No está claro si debe administrarse a la mujer una dosis de inicio de sulfato de magnesio en el nivel de atención primaria antes de trasladarla al hospital. Otros factores para esta decisión pueden incluir el tiempo que llevará ingresar a la mujer al hospital, el apoyo disponible durante el traslado y la severidad de la preeclampsia.

Implicaciones para la investigación

Entre las preguntas pendientes sobre el uso de sulfato de magnesio se incluyen cuál es la dosis efectiva mínima, cuándo es el momento óptimo para administrarla, si debe administrarse a la mujer en el nivel de atención primaria para trasladarla al nivel de atención secundaria o terciaria, si el tratamiento es costo efectivo y cuáles son las consecuencias a largo plazo de la exposición para la madre y su hijo. Los datos sobre el resultado después del alta hospitalaria estarán disponibles dentro de uno o dos años del estudio clínico Magpie (Magpie Trial 2002). Cualquier fármaco nuevo para la profilaxis de la eclampsia debe ser comparado con el sulfato de magnesio en estudios clínicos aleatorizados con gran número de pacientes.


AGRADECIMIENTOS

Ninguno.


POTENCIAL CONFLICTO DE INTERÉS

Lelia Duley es la investigadora principal del estudio clínico Magpie (Magpie Trial), en el cual se comparó el sulfato de magnesio con placebo.


TABLAS

Características de los estudios incluidos

EstudioDenmark 2000 
MétodosSobres opacos, cerrados y numerados. Dos exclusiones del grupo MgSO4 (1 paciente retirada del estudio, 1 tomaba metildopa). 
Participantes33 nulíparas con embarazo de feto único y PA > 140/90 mmHg x 2 durante 3 horas.
Excluidas: hipertensión preexistente, cardiopatía o nefropatía, PA > 180/120 mmHg después de hidralazina. 
IntervencionesMgCl2: 80 mmol IV en las primeras 24 horas, luego 40 mmol durante las siguientes 24 horas. Luego 15 mmol/día de MgOH2 oral hasta los 3 días posteriores al parto.
Metildopa: 250 mg x 4/día. Día posterior al parto dosis se reduce a 250 mg/día. 
ResultadosMujeres: antihipertensivo adicional.
Neonato: ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales. 
Notas 
Ocultamiento de la asignación
EstudioMagpie Trial 2002 
MétodosMinimización a través del servicio telefónico central (2.037 mujeres), o paquetes de tratamiento cerrados, numerados de manera consecutiva, estratificados por centro (8.104 mujeres). Secuencia de asignación generada por computadora. Se excluyeron 5 mujeres: de 2 mujeres de cada grupo no se disponían datos, 1 en el grupo MgSO4 fue ingresada al estudio clínico equivocado. El reclutamiento se interrumpió en forma temprana, luego del análisis preliminar. 
Participantes10.141 mujeres con incertidumbre acerca del uso del MgSO4, antes del parto o 24 horas postparto, PAD >/= 90 mmHg, PAS >/= 140 mmHg x 2 con diferencia de 30 minutos, .>/= 1+ proteinuria.
Excluidas: hipersensibilidad al magnesio, coma hepático con riesgo de insuficiencia renal, miastenia grave. 
IntervencionesSulfato de magnesio: 4 g por IV en bolo. Luego 1 g/h en infusión IV o 10 g IM en bolo seguidos por 5 g cada 4 horas. Se continuó durante 24 horas.
2 centros en Bangladesh utilizaron 5 g IM y luego 2.5 g cada 4 horas.

Placebo: mediante régimen idéntico.

Reducción de la dosis a la mitad en casos de oliguria. Supervisión clínica individual para todas las mujeres. 
ResultadosMujeres: muerte, eclampsia, depresión respiratoria, neumonía, paro cardíaco, insuficiencia renal, coagulopatía, insuficiencia hepática, edema pulmonar, accidente cerebrovascular, efectos secundarios, cesárea, hemorragia puerperal, transfusión, ingreso a cuidado de nivel superior.
Neonatos: muerte, edad gestacional al parto, Apgar < 7 a los 5 minutos, intubación en el lugar del nacimiento, ventilación, admisión a la unidad de cuidados especiales neonatales, muerte u hospitalización en la unidad de cuidados especiales neonatales > 7 días. 
NotasEstudio multicéntrico, 175 centros en 33 países. Reclutamiento de 85% en países de medianos y bajos ingresos.
En el grupo de MgSO4, 4.999 mujeres recibieron el tratamiento asignado, en el grupo de placebo, 4.993 mujeres.
Se desconoce si se utilizaron anticonvulsivos antes del ingreso al estudio clínico en 26 mujeres del grupo de MgSO4 y en 37 del grupo placebo.
El resultado en el parto y para el neonato sólo se incluye para las mujeres aleatorizadas antes del parto. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioMalaysia 1994 
MétodosSobres cerrados consecutivos; no se dispone de otra información. 
ParticipantesTotal de 28 mujeres con preeclampsia (PAD > 110 mmHg + proteinuria), y 11 mujeres con eclampsia (los datos no están incluidos en esta revisión). 
IntervencionesMgSO4: "Régimen de Pritchard", no se dispone de otra información.

Diazepam: no se informa. 
ResultadosMujeres: muerte, eclampsia, cesárea.

Neonatos: muerte. 
NotasDatos provisorios de un estudio en curso, publicado sólo con formato de resumen. Información adicional a partir de una presentación verbal. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioMexico 1992 
MétodosSobres opacos numerados, no había otra información. 
ParticipantesTotal de 38 mujeres que tienen más de 28 semanas de gestación con una PAS >/= 150 mmHg, PAD >/= 110 mmHg, proteinuria 2+, sin tratamiento previo, al menos un síntoma (cefalea, visión borrosa, dolor epigástrico) y sin epilepsia. 
IntervencionesMgSO4: administración de 4 g por vía intravenosa durante 15 min., luego infusión de 1 g/hora.

Diazepam: administración de 30 mg en 500 ml de glucosa al 5% por vía intravenosa a 60 microg/hora. Bolo de 10 mg por vía intravenosa en caso de convulsiones. 
ResultadosMujeres: eclampsia, cesárea.

Neonatos: puntajes promedio de Apgar (1 y 5 min.). 
NotasNifedipina para control de la presión arterial. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioNimodipine SG 2003 
MétodosAleatorización estratificada por centro, bloques de 6. Sobres opacos cerrados. Reclutamiento durante 1995-2000. Un total de 100 mujeres (6%) fueron excluidas del análisis: 99 no recibieron el tratamiento asignado, 1 fue retirada. El reclutamiento se interrumpió en forma temprana, luego del análisis preliminar. 
ParticipantesUn total de 1.750 mujeres con preeclampsia, parto programado y sin MgSO4 anterior. PA >/=140/90 y 1+ proteinuria más: cefalea, clono, alteraciones visuales, dolor epigástrico, oliguria, edema pulmonar, niveles elevados de enzimas hepáticas, hemólisis, oligohidramnios, retardo de crecimiento intrauterino. 
IntervencionesNimodipina: administración de 60 mg cada 4 horas por vía oral.
MgSO4: según el protocolo local. O 4 g IV luego 1 g/hora, o 6 g IV luego 2 g/hora.

Se continuó durante 24 horas en total, o hasta las 24 horas posteriores al parto. No se requirió monitorización de los niveles séricos. 
ResultadosMujeres: eclampsia, accidente cerebrovascular, coagulopatía, problemas respiratorios, insuficiencia cardíaca, fármacos antihipertensivos, efectos secundarios, desprendimiento normoplacentario, cesárea, hemorragia puerperal.

Neonatos: SDR, hipotonía, intubación, hipotensión. 
NotasReclutamiento en 14 hospitales de 8 países. No se informan datos de mortinatos y muertes neonatales. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioSouth Africa 1994 
MétodosSobres opacos cerrados numerados consecutivamente. 
ParticipantesTotal de 228 mujeres con preeclampsia severa: PAD >= 110 mmHg durante 4 a 6 horas, proteinuria + y parto inminente. Fueron excluidas si habían tomado anticonvulsivos previamente (excepto fenobarbital) o antihipertensivos. 
IntervencionesMgSO4: administración de 4 g por vía intravenosa durante 20 min. y 10 g por vía intramuscular (5 g en cada región glútea), luego 5 g cada 4 horas durante 24 horas.

Control: sin anticonvulsivos. 
ResultadosMujeres: eclampsia, edema pulmonar, insuficiencia renal, cesárea.

Neonatos: muerte (mortinato, muette neonatal). 
NotasControl inmediato de la presión arterial con dihidralazina (69%) o nifedipina (25%) para ambos grupos.
La mayoría de las mujeres había tomado fenobarbital antes de su ingreso. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioSouth Africa 1998 
MétodosLa asignación se realizó por medio de sobres opacos cerrados con una solución marcada en una tarjeta A o B. Las tarjetas estaban numeradas consecutivamente, no así los sobres. Los sobres fueron distribuidos en lotes de 20 con números iguales de A y B. Las soluciones fueron preparadas por la farmacia y la identidad de A y B, cambiada periódicamente. Total de 123 mujeres fueron excluidas porque los sobres y las hojas de datos se extraviaron. La revisión de las historias clínicas no indica eclampsia entre estas mujeres. Hubo otras 14 exclusiones posteriores a la aleatorización (4 parieron antes del tratamiento, 3 sin solución disponible, 4 recibieron sulfato de magnesio antes de su inclusión, 2 no aceptaron participar, 1 anúrica). Ninguna tenía eclampsia. 
ParticipantesTotal de 822 mujeres con preeclampsia severa: al menos 2 de presión arterial diastólica >/= 110 mmHg, proteinuria significativa, síntomas de eclampsia inminente. También, mujeres > 16 años, sin anticonvulsivos previos (excepto clonazepam). 
IntervencionesMgSO4: administración de 4 g por vía intravenosa en 200 ml de solución fisiológica durante 20 min., luego 1 g/hora (200 ml durante 4 horas) hasta 24 horas después del parto.
Placebo: administración de 200 ml durante 20 min., luego 200 ml durante 4 horas hasta 24 horas después del parto.

Se interrumpía el tratamiento si la diuresis era < 30 ml/hora. No se requirió supervisión de los niveles séricos. 
ResultadosMujeres: muerte, eclampsia, toxicidad, tratamiento antihipertensivo, cesárea.
Neonatos: mortinatos. 
NotasA todas las mujeres se le administró 1 mg de clonazepam. Reclutamiento durante 13 años, entre 1982 y 1995. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioTaiwan 1995 
Métodos"Aleatorizado", no se proporciona otra información. 
ParticipantesTotal de 64 mujeres con presión arterial >= 150/100 mmHg, y al menos una de las 11 características enumeradas de preeclampsia severa. Se excluyeron si había muerte intrauterina, hipertensión crónica o eclampsia. 
IntervencionesMgSO4: administración de 4 g por vía intravenosa durante 10 min, luego 1 g/hora hasta 24 horas después del parto.
:
Control: sin anticonvulsivos. 
ResultadosMujeres: eclampsia, cesárea, desprendimiento normoplacentario.

Neonatos: puntaje de Apgar (1 min.). 
NotasUn total de 8 mujeres fueron excluidas, probablemente antes de la aleatorización, aunque no está totalmente claro.
Mujeres con menos de 34 semanas de gestación (32 de 64) con tratamiento conservador y duración confusa del tratamiento con sulfato de magnesio. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioUSA - Alabama 1995 
Métodos"Tablas cegadas de números aleatorios generados por computadora". 
ParticipantesTotal de 54 mujeres con embarazos de feto único que necesitaron inducción farmacológica del trabajo de parto por hipertensión inducida por el embarazo y por presentar un cuello uterino desfavorable. 
IntervencionesMgSO4: administración de 4 g por vía intravenosa y luego una infusión a razón de 2 g/hora.

Fenitoína: administración de 15 mg/kg por vía intravenosa durante 2 horas, luego 200 mg por la misma vía cada 8 horas. 
ResultadosMujeres: cesárea, duración promedio del trabajo de parto.

Neonatos: puntajes promedio de Apgar, pH del cordón. 
Notas 
Ocultamiento de la asignación
EstudioUSA - Maryland 1993 
MétodosSobres opacos cerrados, secuencia generada a partir de una tabla de números aleatorios. 
ParticipantesTotal de 103 mujeres con presión arterial >= 140/90 mmHg o aumento de la presión arterial sistólica >= 30 mmHg, o aumento de la presión arterial diastólica >= 15 mmHg, más >= proteinuria + o edema significativo o eclampsia. Además, 2 mujeres con eclampsia (los datos no están incluidos en esta revisión). Se excluyó a las mujeres que hubiesen recibido sulfato de magnesio (MgSO4) antes del ingreso al hospital, con antecedentes de trastornos convulsivos, arritmia cardíaca, sensibilidad a la fenitoína o miastenia grave. 
IntervencionesMgSO4: administración de 6 g por vía intravenosa, luego infusión de 2 g/hora. Niveles de Mg cada 6 horas.

Fenitoína: administración de 1.000; 1.250 ó 1.500 mg, dependiendo del peso. Niveles séricos 1 a 2 horas más tarde para determinar la próxima dosis (0 a 500 mg) una vez comprobada la estabilidad cada 12 horas.

Ambos regímenes continuaron durante 24 horas después del parto. 
ResultadosMujeres: eclampsia. No se informó de otros resultados por separado en mujeres con preeclampsia y eclampsia.

Neonatos: no se informa ninguno. 
NotasTotal de 12 exclusiones después de la aleatorización por embarazos dobles (8 mujeres), sin historia clínica (1) y sobres perdidos (3). 
Ocultamiento de la asignación
EstudioUSA - Memphis 1997 
MétodosSobres opacos cerrados numerados secuencialmente. 
ParticipantesTotal de 135 mujeres con un mínimo de 37 semanas de gestación con comienzo reciente de preeclampsia (presión arterial >= 140/90 mmHg y proteinuria >= 300 mg en 24 horas). Eran excluidas por preeclampsia severa, por presentación fetal anómala, por anomalías congénitas, por pruebas fetales dudosas, por contraindicación al estudio clínico de trabajo de parto. 
IntervencionesMgSO4: administración de 6 g en bolo por vía intravenosa durante 15 a 20 min., luego infusión de 2 g/hora. Se continuó hasta 12 horas postparto.
Placebo: solución fisiológica administrada mediante un protocolo idéntico. 
ResultadosMujeres: duración del trabajo de parto, uso de ocitocina, cesárea, hemorragia puerperal, infección, efectos colaterales, preeclampsia grave.
Neonatos: Puntaje de Apgar. 
NotasSe indujo el trabajo de parto en el 64% de las mujeres y el 91% recibió epidural. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioUSA - Tennessee 2001 
Métodos"Estudio clínico controlado aleatorizado". No se proporcionó más información. 
ParticipantesTotal de 222 mujeres con preeclampsia leve durante el trabajo de parto.

Exclusiones: hipertensión crónica, preeclampsia severa. 
IntervencionesMgSO4: administración de 6 g por vía intravenosa, luego infusión de 2 g/hora.
Placebo: régimen de idéntico aspecto.

Supervisión clínica. 
ResultadosMujeres: progresión a preeclampsia severa, eclampsia, síndrome HELLP, cesárea, toxicidad.
Neonatos: meconio. 
NotasDisponible sólo en forma de resumen. A un total de 33 mujeres que progresaron a preeclampsia severa se les anuló el cegamiento y se les administró MgSO4. 
Ocultamiento de la asignación
EstudioUSA - Texas 1995 
MétodosSobres opacos numerados, no había otra información. 
ParticipantesTotal de 2.138 mujeres con presión arterial >= 140/90 mm Hg. Fueron excluidas en caso de parto inminente, epilepsia o eclampsia. 
IntervencionesMgSO4: administración de 10 g (solución al 50%) por vía intramuscular (5 g en cada región glútea), luego 5 g por vía intramuscular cada 4 horas. En los casos de preeclampsia severa, 4 g adicionales por vía intravenosa (solución al 20%) antes de la primera dosis por vía intramuscular.

Fenitoína: administración de 1.000 mg por vía intravenosa durante 1 hora. 10 horas más tarde, 500 mg por vía oral.

Si se presentaba eclampsia, todas las mujeres recibían MgSO4. 
ResultadosMujeres: eclampsia, cesárea, inducción del trabajo de parto.

Neonatos: muerte (mortinato, muerte neonatal), puntaje de Apgar, ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales. 
NotasSólo el 18% de las mujeres presentaron 2+ de proteinuria o más, y el 4% recibió un antihipertensivo.
De las 1.049 mujeres asignadas a fenitoína, 17 también recibieron MgSO4, y 139 no la recibieron por problemas "logísticos" (no está claro si estas mujeres recibieron sulfato de magnesio en lugar de fenitoína). No se informa el cumplimiento para aquellas mujeres asignadas a sulfato de magnesio. 
Ocultamiento de la asignación
PA: presión arterial
PAD: presión arterial diastólica
h: hora
c/h: cada hora
IM: intramuscular
IV: intravenosa
Mg: magnesio
MgSO4: sulfato de magnesio
min.: minuto
PE: preeclampsia
HIE: hipertensión inducida por el embarazo
PAS: presión arterial sistólica
UCIN: unidad de cuidados especiales neonatales
HPP: hemorragia postparto
SDR: Síndrome de dificultad respiratoria


Características de los estudios excluidos

EstudioMotivo de la exclusión
China 2000 No se informan resultados clínicos.

Participantes: Total de 84 mujeres con preeclampsia a las 34-42 semanas.
Intervenciones: sulfato de magnesio versus fentolamina. 
South Africa 1996 No se informan resultados clínicos. Los datos de las mujeres con eclampsia no se informaron separadamente de las mujeres con preeclampsia.

Participantes: total de 24 mujeres con eclampsia [también en el Estudio Clínico Colaborativo sobre Eclampsia (Collaborative Eclampsia Trial)] y 18 con preeclampsia.
Intervenciones: sulfato de magnesio versus fenitoína. 
Tanzania 1994 Asignación alterna cuasi aleatorizada.

Participantes: total de 59 mujeres con gestación de >= 26 semanas, con presión arterial diastólica de 90 mmHg o más y proteinuria. Eran excluidas si habían tenido convulsiones en este embarazo, si habían tomado cualquier fármaco anticonvulsivo o si padecían epilepsia.
Intervenciones: administración de 10 mg de diazepam por vía oral, luego 5 mg cada 8 horas versus ningún anticonvulsivo.
Resultados: muerte, convulsiones, accidente cerebrovascular, insuficiencia cardíaca. No se informa para los neonatos.

Todas las mujeres recibieron nifedipina para el control de la PA, con metildopa si era necesario. 
UK 1989 Estudios clínicos abandonados debido a excesiva sedación materna con clonazepan y a dificultades con la alimentación neonatal, temblores y somnolencia. Ningún dato disponible.

Intervenciones: fenitoína versus clonazepan. 
USA - Texas 1991 Los datos de las mujeres con eclampsia no se informaron separadamente de las mujeres con preeclampsia.

Métodos: "aleatorizado de manera prospectiva".
Participantes: 1 mujer con eclampsia, 11 con preeclampsia severa, 38 con hipertensión inducida por el embarazo leve.
Intervenciones: ulfato de magnesio versus fenitoína.
Resultados: crisis convulsivas. 
USA - Texas 1992 No se informan resultados clínicos.

Participantes: total de 12 mujeres con preeclampsia.
Intervención: sulfato de magnesio versus placebo. 
PAD: presión arterial diastólica
PE: preeclampsia
HIE: hipertensión inducida por el embarazo
vs: versus


REFERENCIAS
Referencias de los estudios incluidos en esta revisión

Denmark 2000
Rudnicki M, Frolich A, Pilsgaard K, Nyrnberg L, Moller M, Sanchez M et al. Comparison of magnesium and methyl dopa for the control of blood pressure in pregnancies complicated with hypertension. Gynecologic and Obstetric Investigation 2000;49:231-5.

Magpie Trial 2002
Bricker L, Magpie Trial Collaborative Group. The Magpie Trial: magnesium sulphate versus placebo for women with pre-eclampsia. XVI FIGO World Congress of Obstetrics and Gynecology; 2000 Sept 3-8; Washington DC, USA, 2000; Book 02:47:00. .

Duley L, Campbell L. The Magpie Trial: magnesium sulphate for pre-eclampsia, evaluating the effects on women and their babies. MIDIRS Midwifery Digest 1999;9:48-51.

Duley L, Magpie Trial Collaborative Group. The Magpie Trial: magnesium sulphate versus placebo for women with pre-eclampsia. Hypertension in Pregnancy 2000;19(Suppl 1):63.

Duley L, Neilson JP. Magnesium sulphate and pre-eclampsia. Trial needed to see whether it's as valuable in pre-eclampsia as in eclampsia. BMJ 1999;319:3-4.

Duley L, Watkins K. Magnesium sulphate for treatment of pre-eclampsia: a trial to evaluate the effects on women and their babies. Contemporary Reviews in Obstetrics and Gynaecology 1998;10(4):267-74.

*Magpie Trial Collaborative Group. Do women with pre-eclampsia, and their babies, benefit from magnesium sulphate? The Magpie Trial: a randomised placebo-controlled trial. Lancet 2002;359:1.877-90.

Moodley J, Magpie Trial Collaborative Group. The Magpie Trial: magnesium sulphate versus placebo for women with pre-eclampsia. Women's Health - into the new millenium. Proceedings of the 4th International Scientific Meeting of the Royal College of Obstetricians and Gynaecologists; 1999 October 3-6; Cape Town, South Africa, 1999:25. .

Malaysia 1994
Adeeb N, Hatta AZ, Shariff J. Comparing magnesium sulphate to diazepam in managing severe pre-eclampsia and eclampsia. 10th World Congress of the International Society for the Study of Hypertension in Pregnancy; 1996 August 4-8; Seattle, Washington, USA, 1996:246. .

Adeeb N, Ho CM. Comparing magnesium sulphate versus diazepam in the management of severe pre-eclampsia and eclampsia. 9th International Congress of the International Society for the Study of Hypertension in Pregnancy; 1994 March 15-18; Sydney, Australia; 1994:38. .

Mexico 1992
Walss Rodriguez RJ, Levario AR. Anticonvulsant treatment of severe pre-eclampsia: Comparison of diazepam and magnesium sulfate. Ginecologia y Obstetricia de Mexico 1992;60:331-5.

Nimodipine SG 2003
Belfort M, Anthony J, Saade G, Nimodipine Study Group. Interim report of the nimodipine vs. magnesium sulfate for seizure prophylaxis in severe preeclampsia study: an international randomized controlled trial. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1998;178(1 Pt 2):S7.

Belfort M, Saade G, Yared M, Abedejos P, Dorman K. Change in estimated cerebral perfusion pressure following nimodipine or magnesium sulfate in patients with severe preeclampsia. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1998;178:S114.

*Belfort MA, Anthony J, Saade GR, Allen JC, for the Nimodipine Study Group. A comparison of magnesium sulfate with phenytoin for the prevention of eclampsia. New England Journal of Medicine 2003;348:304-11.

Belfort MA, Saade GR, Yared M, Grunewald C, Herd A, Varner MA et al. Change in estimated cerebral perfusion pressure after treatment with nimodipine or magnesium sulfate in patients with pre-eclampsia. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1999;181:402-7.

South Africa 1994
Moodley J, Moodley J. Prophylactic anticonvulsant therapy in hypertensive crises of pregnancy - the need for a large randomized trial. Hypertension in Pregnancy 1994;13:245-52.

South Africa 1998
Anthony J, Rush R. A randomised controlled trial of intravenous magnesium sulphate versus placebo. British Journal of Obstetrics and Gynaecology 1998;105:809-10.

Coetzee E, Dommisse J, Anthony J. Are anticonvulsants necessary in the management of severe gestational proteinuric hypertension. International Journal of Gynaecology and Obstetrics 1994;46:121.

*Coetzee E, Dommisse J, Anthony J. A randomised controlled trial of intravenous magnesium sulphate versus placebo in the management of women with severe pre-eclampsia. British Journal of Obstetrics and Gynaecology 1998;105:300-3.

Coetzee E, Dommisse J, Anthony J. The prediction and prevention of seizures in 571 patients with severe pre-eclampsia 10th World Congress of the International Society for the Study of Hypertension in Pregnancy; 1996 August 4-8; Seattle, Washington, USA, 1996:124. .

Coetzee EJ, Anthony J, Dommisse AJ. Does magnesium sulphate prevent eclampsia in severe gestational proteinuria hypertension. Prenatal and Neonatal Medicine 1996;1(Suppl 1):9.

Coetzee EJ, Dommisse AJ. Eclampsia: not a preventable disease in the South African context Proceedings of the 12th Conference on Priorities in Perinatal Care; 1994; South Africa, 1994:3-5. .

Moodley J, Pattinson RC, Hofmeyr GJ. A randomised controlled trial of intravenous magnesium sulphate versus placebo in the management of women with severe pre-eclampsia [letter; comment]. British Journal of Obstetrics and Gynaecology 1999;106(3):289-90.

Woods D, Anthony J, Dommisse J, Coetzee E. Can magnesium sulphate before delivery reduce the risk of hypoxic-ischaemic encephalopathy. Proceedings of the 15th Conference on Priorities in Perinatal Care in South Africa; March 5-8; Goudini Spa, South Africa, 1996. .

Taiwan 1995
Chen FP, Chang SD, Chu KK. Expectant management in severe preeclampsia: does magnesium sulfate prevent the development of eclampsia. Acta Obstetricia et Gynecologica Scandinavica 1995;74:181-5.

USA - Alabama 1995
Atkinson MW, Guinn D, Owen J, Hauth JC. Does magnesium sulfate prolong labor induction in women with gestational hypertension?. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1995;172:384.

*Atkinson MW, Guinn D, Owen J, Hauth JC. Does magnesium sulfate affect the length of labor induction in women with pregnancy-associated hypertension?. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1995;173:1.219-22.

USA - Maryland 1993
*Friedman SA, Lim KH, Baker C, Repke JT. Phenytoin vs magnesium sulfate in preeclampsia: a pilot study. American Journal of Perinatology 1993;10:233-8.

Friedman SA, Lim KH, Baker CA, Repke JT. A comparison of phenytoin infusion versus magnesium sulphate infusion in preeclampsia. Proceedings of the 10th annual meeting of the Society of Perinatal Obstetricians; 1990; Houston, Texas, USA, 1990:16. .

Repke JT, Friedman SA, Lim KH, Baker CA. Magnesium sulfate vs phenytoin in preeclampsia: preliminary results from a randomized clinical trial. Proceedings of 9th Annual Meeting of the Society of Perinatal Obstetricians; 1989 Feb 1-4; New Orleans, Louisiana, USA, 1989:123. .

USA - Memphis 1997
Witlin A, Friedman S, Sibai B. The effect of magnesium sulfate therapy on the duration of labor in women with mild preeclampsia at term: a randomized double-blind, placebo-controlled trial. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1997;176(1 Pt 2):S15.

*Witlin AG, Friedman SA, Sibai BM. The effect of magnesium sulfate therapy on the duration of labor in women with mild preeclampsia at term: a randomized, double-blind, placebo-controlled trial. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1997;76:623-7.

USA - Tennessee 2001
Livingston J, Livingston L, Mabie B, Sibai B. The efficacy of magnesium sulfate in women with mild preeclampsia: a double blinded placebo controlled trial. Hypertension in Pregnancy 2002;20(Suppl 1):42.

Livingston J, Livingston L, Ramsey R, Kao L, Mabie B, Sibai B. Magnesium sulfate in women with mild preeclampsia: a double blind placebo controlled trial. American Journal of Obstetrics and Gynecology 2001;185(Suppl 6):S75.

*Livingston JC, Livingston LW, Ramsey R, Mabie BC, Sibai BM. Magnesium sulfate in women with mild preeclampsia: a randomised controlled trial. Obstetrics and Gynecology 2003;101(2):217-20.

USA - Texas 1995
Leveno KJ, Alexander JM, McIntire DD, Lucas MJ. Does magnesium sulfate given for the prevention of eclampsia affect the outcome of labor?. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1998;178:707-12.

*Lucas MJ, Leveno KJ, Cunningham MD. A comparison of magnesium sulfate with phenytoin for the prevention of eclampsia. New England Journal of Medicine 1995;333:201-5.


China 2000
Dianrong S, Lirong Y, Yinglin L. A comparison of phentolamine and magnesium sulphate in pre-eclampsia. International Journal of Gynecology and Obstetrics 2000;68:259-60.

South Africa 1996
Payne AJ, Naidu S, Moodley J, Hoffmann M, Gouws F. Non-invasive assessment of the maternal cerebral circulation by transcranial doppler ultrasound in the hypertensive crises of pregnancy. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1996;174:320.

Tanzania 1994
Ramsay M, Rimoy G, Rubin P. Are anticonvulsants necessary to prevent eclampsia? Proceedings of the 9th International Congress of the International Society for the Study of Hypertension in Pregnancy; 1994 March 15-18; Sydney, Australia, 1994:279. .

Ramsay MM, Rimoy GH, Rubin PC. Are anticonvulsants necessary to prevent eclampsia. Lancet 1994;343:540-1.

UK 1989
Slater RM, Wilcox FL, Smith WD, Maresh M. Phenytoin in pre-eclampsia. Lancet 1989;ii:1224-5.

USA - Texas 1991
Appleton M, Kuehl T, Raebel M, Adams H, Pickens J, Koops B et al. Magnesium sulfate vs. phenytoin in pregnancy-induced hypertension. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1991;164:273.

Appleton MP, Kuehl TJ, Raebel MA, Adams HR, Knight AB, Gold WR. Magnesium sulfate versus phenytoin for seizure prophylaxis in pregnancy-induced hypertension. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1991;165:907-13.

USA - Texas 1992
Belfort MA, Moise KJ. Effect of magnesium sulfate on maternal brain blood flow in preeclampsia: a randomized, placebo-controlled study. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1992;167:661-6.

Belfort MA, Moise KJ, Saade G. The effect of magnesium sulfate on maternal retinal blood flow in pregnancy-induced hypertension: a randomized placebo-controlled study. Proceedings of 39th Annual Meeting of the Society for Gynecologic Investigation; 1992; San Antonio, USA, 1992:233. .

Belfort MA, Saade GR, Moise KJ. The effect of magnesium sulfate on maternal retinal blood flow in preeclampsia: a randomized placebo-controlled study. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1992;167:1548-53.


Rudnicki 1990
Rudnicki M, Junge J, Frolich A, Ornvold K, Fischer-Rasmussen W. Magnesium supplement in pregnancy-induced hypertension. A clinicopathological study. APMIS 1990;98:1.123-7.

Rudnicki 1991
Rudnicki M, Frolich A, Rasmussen WF, McNair P. The effect of magnesium on maternal blood pressure in pregnancy-induced hypertension. Acta Obstetricia et Gynecologica Scandinavica 1991;70:445-50.


Churchill 2002
Churchill D, Duley L. Interventionist versus expectant care for severe pre-eclampsia before term (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 3, 2002. Oxford: Update Software.

Collab Trial 1995
The Eclampsia Trial Collaborative Group. Which anticonvulsant for women with eclampsia? Evidence from the Collaborative Eclampsia Trial. Lancet 1995;345:1.455-63.

Crowther 2003
Crowther CA, Hiller JE, Doyle LW. Magnesium sulphate for preventing preterm birth in threatened preterm labour (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 1, 2003. Oxford: Update Software. CD001060.

Douglas 1994
Douglas KA, Redman CWG. Eclampsia in the United Kingdom. BMJ 1994;309:1395-400.

Duley 1992
Duley L. Maternal mortality associated with hypertensive disorders of pregnancy in Africa, Asia, Latin America and the Caribbean. British Journal of Obstetrics and Gynaecology 1992;99:547-53.

Duley 1994
Duley L, Johanson R. Magnesium sulphate for pre-eclampsia and eclampsia: the evidence so far. British Journal of Obstetrics and Gynaecology 1994;101:565-7.

Duley 2002
Duley L, Henderson-Smart D. Magnesium sulphate versus diazepam for eclampsia (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 3, 2002. Oxford: Update Software. CD000127.

Duley 2002a
Duley L, Henderson-Smart D. Magnesium sulphate versus phenytoin for eclampsia (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 3, 2002. Oxford: Update Software. CD000128.

Duley 2002b
Duley L, Henderson-Smart D. Drugs for rapid treatment of very high blood pressure during pregnancy (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 3, 2002. Oxford: Update Software. CD001449.

Duley 2002c
Duley L, Henderson-Smart DJ. Plasma volume expansion (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 3, 2002. Oxford: Update Software. CD000167.

Grether 1998
Grether JK, Hoogstrate J, Selvin S, Nelson KB. Magnesium sulphate tocolysis and risk of neonatal death. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1998;178:1-6.

Gulmezoglu 1998
Gülmezoglu M, Duley L. Use of anticonvulsants in eclampsia and pre-eclampsia: survey of obstetricians in the United Kingdom and the Republic of Ireland. BMJ 1998;316:975-6.

Mittendorf 1998
Mittendorf R, Covert R, Boman J, Khoshnood B, Kwang-Sun L, Siegler M. Is tocolytic magnesium sulphate associated with increased total paediatric mortality?. Lancet 1997;350:1.517-8.

Nelson 1995
Nelson KB, Grether JK. Can magnesium sulfate reduce the risk of cerebral palsy in very low birthweight infants?. Pediatrics 1995;95:263-9.

Scudiero 2000
Scudiero R, Khoshnood B, Pryde PG, Lee KS, Wall S. Perinatal death and tocolytic magnesium sulfate. Obstetrics and Gynecology 2000;96:178-82.

WHO 1988
World Health Organization International Collaborative Study of Hypertensive Disorders of Pregnancy. Geographic variation in the incidence of hypertension in pregnancy. American Journal of Obstetrics and Gynecology 1988;158:80-3.


Duley 2003
Duley L, Gülmezoglu AM, Henderson-Smart DJ. Anticonvulsants for women with pre-eclampsia (Cochrane Review). In: The Cochrane Library, 1, 2003. Oxford: Update Software. CD000025.

* El asterisco señala los documentos más importantes para este estudio



GRÁFICOS
Para visualizar un gráfico o una tabla, haga clic en la medida de resultado que aparece en la tabla de abajo.

Para visualizar los gráficos mediante el Metaview, haga clic en "Visualizar Metaview" en el encabezado del gráfico.


01 Sulfato de magnesio versus ningún anticonvulsivo/placebo (subgrupos por severidad de preeclampsia)
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Muerte materna310.795Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,54 [0,26; 1,10]
02 Eclampsia711.444Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,41 [0,29; 0,58]
03 Morbilidad materna grave310.332Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,08 [0,89; 1,32]
04 Edema pulmonar310.560Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,97 [0,60; 1,57]
05 Neumonía110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%2,33 [0,90; 6,07]
06 Insuficiencia renal110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,80 [0,55; 1,17]
07 Diálisis renal210.338Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,70 [0,21; 2,32]
08 Insuficiencia hepática110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,78 [0,54; 1,11]
09 Coagulopatía110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,85 [0,62; 1,16]
10 Accidente cerebrovascular110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,50 [0,13; 2,00]
11 Paro cardíaco110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,80 [0,21; 2,98]
12 Paro respiratorio110.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%2,50 [0,49; 12,88]
13 Cualquier tratamiento antihipertensivo210.795Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,97 [0,95; 0,99]
14 Antihipertensivos de acción rápida    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
15 Progresión de preeclampsia de leve a severa2357Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,91 [0,53; 1,55]
16 Toxicidad    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
17 Se administró gluconato de calcio210.795Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,35 [0,63; 2,88]
18 Efectos secundarios    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
19 Problemas en el sitio de la inyección29.992Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,78 [1,52; 2,08]
20 Desprendimiento placentario28.838Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,64 [0,50; 0,83]
21 Cesárea610.108Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,05 [1,01; 1,10]
22 Inducción del trabajo de parto18.774Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,99 [0,94; 1,04]
23 Hemorragia postparto28.909Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,96 [0,88; 1,05]
24 Alumbramiento manual de placenta retenida18.774Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,90 [0,72; 1,12]
25 Transfusión de sangre18.774Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,91 [0,77; 1,09]
26 Mortinatos y muertes neonatales49.961Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,04 [0,93; 1,15]
27 Mortalidad fetal o neonatal (según el momento en que se produce la muerte)    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
28 Muerte u hospitalización en unidad de cuidados especiales neonatales > 7 días29.024Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,02 [0,95; 1,08]
29 Puntaje de Apgar < 7 a los 5 minutos18.260Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,02 [0,85; 1,22]
30 Intubación en el lugar del nacimiento18.260Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,01 [0,82; 1,24]
31 Ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales18.260Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,01 [0,96; 1,06]
32 Hospitalización en unidad de cuidados especiales neonatales > 7 días18.260Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,02 [0,93; 1,11]
02 Sulfato de magnesio versus ningún anticonvulsivo/placebo (subgrupos según si habían parido al ingreso del estudio clínico)
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Muerte materna310.795Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,53 [0,26; 1,09]
02 Eclampsia611.222Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,41 [0,29; 0,58]
03 Morbilidad materna grave210.110Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,07 [0,88; 1,30]
02 Sulfato de magnesio versus ningún anticonvulsivo/placebo (subgrupos según gestación al ingreso del estudio clínico)
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Muerte materna39.460Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,56 [0,26; 1,20]
02 Eclampsia69.887Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,40 [0,27; 0,57]
03 Morbilidad materna grave28.775Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,09 [0,89; 1,34]
04 Mortinatos y muertes neonatales49.961Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,04 [0,94; 1,14]
05 Muerte u hospitalización en unidad de cuidados especiales neonatales > 7 días29.024Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,02 [0,97; 1,07]
04 Sulfato de magnesio versus ningún anticonvulsivo/placebo (subgrupos según si habían recibido anticonvulsivos antes del ingreso al estudio clínico)
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Muerte materna310.732Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,53 [0,26; 1,09]
02 Eclampsia611.159Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,41 [0,29; 0,58]
03 Morbilidad materna grave210.047Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,06 [0,87; 1,29]
04 Mortinatos y muertes neonatales49.901Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,03 [0,93; 1,14]
05 Muerte u hospitalización en unidad de cuidados especiales neonatales > 7 días28.965Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,01 [0,95; 1,08]
05 Sulfato de magnesio versus ningún anticonvulsivo/placebo (subgrupos según dosis y vía de administración para terapia de mantenimiento)
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Muerte materna310.795Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,53 [0,26; 1,09]
02 Eclampsia711.444Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,41 [0,29; 0,58]
03 Mortinatos y muertes neonatales49.961Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,03 [0,93; 1,14]
04 Cualquier efecto secundario informado310.127Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%5,16 [4,52; 5,89]
06 Sulfato de magnesio versus fenitoína
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Eclampsia22.241Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,05 [0,00; 0,84]
02 Complicaciones del trabajo de parto    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
03 Cesárea22.195Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,21 [1,05; 1,41]
04 Mortalidad fetal o neonatal    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
05 Morbilidad neonatal    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
07 Sulfato de magnesio versus diazepam
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Eclampsia266Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%3,00 [0,13; 69,32]
02 Cesárea266Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,98 [0,76; 1,27]
03 Mortinatos y muertes neonatales    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
08 Sulfato de magnesio versus nimodipina
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Eclampsia11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,33 [0,14; 0,77]
02 Accidente cerebrovascular11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%No estimable
03 Coagulopatía11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,59 [0,14; 2,47]
04 Problemas respiratorios11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%3,61 [1,01; 12,91]
05 Insuficiencia cardíaca11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%4,93 [0,24; 102,49]
06 Depresión respiratoria11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%3,61 [1,01; 12,91]
07 Antihipertensivo11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,19 [1,08; 1,31]
08 Oliguria11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,15 [0,79; 1,68]
09 Efectos secundarios    Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%Sólo subtotales
10 Desprendimiento placentario11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,31 [0,46; 3,77]
11 Cesárea11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,03 [0,94; 1,13]
12 Hemorragia postparto11.650Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%2,46 [1,09; 5,56]
13 Síndrome de dificultad respiratoria11.564Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,23 [0,84; 1,81]
14 Hipotonía neonatal11.564Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,78 [0,91; 3,46]
15 Recién nacido intubado11.564Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,37 [0,91; 2,05]
16 Hipotensión neonatal11.564Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,32 [0,06; 1,58]
09 Sales de magnesio versus metildopa
Medida de resultadoN° de estudiosN° de participantesMétodo estadísticoMagnitud del efecto
01 Otro tratamiento antihipertensivo131Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%0,93 [0,61; 1,43]
02 Ingreso a la unidad de cuidados especiales neonatales131Riesgo relativo (efectos fijos) IC 95%1,21 [0,08; 17,71]


CARÁTULA
Titulo

Sulfato de magnesio y otros anticonvulsivos en mujeres con preeclampsia

Autor(es)

Duley L, Gülmezoglu AM, Henderson-Smart DJ

Contribución de los autores

Los tres revisores contribuyeron con el desarrollo de los métodos. M Gulmezoglu y L Duley extrajeron los datos y realizaron la doble verificación. Los tres revisores colaboraron en la elaboración de esta revisión.

Número de protocolo publicado inicialmenteLa información no está disponible
Número de revisión publicada inicialmente1996/4
Fecha de la modificación más recienteLa información no está disponible
Fecha de la modificación SIGNIFICATIVA más reciente25 febrero 2003
Cambios más recientesLa estrategia de búsqueda ha sido actualizada. Los análisis de subgrupos ahora están incluidos en las tablas de comparación. Se identificaron nuevos estudios clínicos incluidos: Magpie Trial, Denmark 2000, USA - Tenessee 2001. Además, los nuevos estudios clínicos excluidos.
Fecha de búsqueda de nuevos estudios no localizadosEl autor no facilitó la información
Fecha de localización de nuevos estudios aún no incluidos/excluidosEl autor no facilitó la información
Fecha de localización de nuevos estudios incluidos/excluidos28 noviembre 2002
Fecha de modificación de la sección conclusiones de los autores28 noviembre 2002
Dirección de contacto
Dr Lelia Duley
Obstetric Epidemiologist
Resource Centre for Randomised Trials
Institute of Health Sciences
Old Road
Headington
Oxford
OX3 7LF
UK
tel: +44 1865 226642
lelia.duley@ndm.ox.ac.uk
fax: +44 1865 227173
Número de la Cochrane LibraryCD000025
Grupo editorialGrupo Cochrane de Embarazo y Parto
Código del grupo editorialHM-PREG


FUENTES DE FINANCIACIÓN
Recursos externos
  • Departamento para el Desarrollo Internacional (Department for International Development), REINO UNIDO
  • Consejo de Investigación Médica, (Medical Research Council), REINO UNIDO
Recursos internos
  • Centro de Investigación de Servicios de Salud Perinatal, Universidad de Sydney (Centre for Perinatal Health Services Research, University of Sydney), AUSTRALIA
  • Programa de Reproducción Humana - Programa Especial en Reproducción Humana PNUD/FNUAP/OMS/Banco Mundial (UNDP/UNFPA/WHO/World Bank Special Programme in Human Reproduction), Ginebra, SUIZA

Palabras clave
Medical Subject Headings (MeSH)
Anticonvulsants [therapeutic use]; Magnesium Sulfate [therapeutic use]; Pre-Eclampsia [drug therapy]; Randomized Controlled Trials

Mesh check words: Female Humans Pregnancy




Traducción realizada por el Centro Cochrane Iberoamericano.

Usado con permiso de John Wiley & Sons, Ltd.